CLOSE

Now Commenting On:

Las voces en español de los Bravos

Las voces en español de los Bravos

Pete Manzano, la voz en español de los Bravos de Atlanta, es un locutor por profesión, pero un todo terreno fuera del béisbol.

Es un artista, un pintor y poeta. Juega ajedrez para trabajar su mente, con los nietos porque los ama y habla del béisbol porque lo mantiene joven.

Tiene 66 años, pero parece un muchacho de 26. Durante más de una década aficionados en los Estados Unidos podían escuchar su voz a través de la radio, pero ahora Manzano y su compañero Fernando Palacios también se puede escuchar por la Programación de Audio Secundario (SAP, por sus siglas en inglés).
More

Es un sueño hecho realidad para Manzano y Palacious ya que los dos tienen el béisbol en su sangre.

"Trato de unir a los latinos y crear una asmosfera familiar," dijo Manzano. "Los aficionados son parte de la transmisión porque ellos pueden expresar lo que sienten del juego y de la transmisión. Para mi no es trabajo. Es una forma de expresarme, al igual que el aficionado. Yo sólo tengo una audencia más grande que los aficionados.

La humildad es una de las virtudes más importante de Manzano. No admite que quizás tiene un cuento más interesante que los otros seguidores del béisbol, aunque así sea.

"Le doy gracias a Dios por lo que él me ha dado," comentó Manzano. "Me siento orgulloso de lo que he podido lograr. Esto no es un trabajo, es un placer."

Quizás que un placer fue su destino.

El hijo de un sargento en el ejercito, Marzano también soñó con una vida en el ejercito como su padre e hermanos. Pero tres como militar hizo a Manzano pensar en otro camino en su vida. En 1963, poco después de dejar el ejercito, tropezó con su destino.

Un encuentro con Eugenio Guerra, uno de los comentaristas más conocidos de Puerto Rico, durante una velada de boxeo le permitió una prueba detrás del micrófono. La prueba se convirtió en un trabajo de medio tiempo. El trabajo de medio tiempo resultó en una carrera.

"Lo que empezó todo fue un cambio de último minuto en la velada," dijo Manzano. "Hablé con Eugenio sobre el cambio y le gustó como me expresé. El día siguiente estaba en la radio. Parece que a los aficionados les gustó porque aquí estoy después de 43 años, todavía en el aire."

El currículum de Manzano incluye los Juegos Olímpicos de 1976 de Montreal y la Liga Invernal de Puerto rico. También ha sido una estrella de televisión en Puerto Rico, narrado más de 20 peleas de cetro mundial y trabajado como comentarista de WAPA-TV.

Ha formado parte del equipo de los Braves Internacional Radio Network de 1992 hasta 1995 y acredita a Rai García y Pete Serrano para ayudarlo ser el locutor que es hoy en día. También está en su quinta temporada narrando partidos para las cadenas de CNN.

Esta temporada, Manzano y Palacios narrarán 30 partidos de los Bravos en casa y otros 40 desde un estudio en los partidos fuera de Atlanta. Eventualmente quieren narrar todos los 162 partidos.

Es un trabajo difícil - narrar un partido de la television para la radio - pero el esfuerzo merece la pena. Con tal que tenga su amigo Fernando a su lado, Manzano dice que no tendrá problemas para continuar.

"Considero a Fernando como familia," dijo Manzano. "El ha aprendido a mi lado durante los años y él es uno de los mejores del béisbol."

Palacios, de 52 años, conoció a Manzano cuando ambos trabajan en Eastern Airlines en 1990, pero se puede decir que se conocían casi toda su vida. Palacios conoció a Manzano de la televisión y lo escuchaba en la radio de niño.

"Soy como un niño en Disney World," especificó Palacios. "Es un gran honor trabajar con Pete y con una organización con la clase de los Bravos".

Palacios tuvo el sueño de ser un jugador profesional. Jugaba béisbol, baloncesto y volibol en El Pilar High School en Puerto Rico y jugó tres temporadas en las ligas menores con los Medias Rojas de Boston. También fue una estrella para los Criollos de Cagauas en la Liga Invernal de Puerto Rico antes de que una lesión en la muñeca le estropeó su carrera.

Con ese sueño echado a un lado, Palacious fue a la universidad y luego trabajó en Eastern Airlines. También trabajó con Hewlett Packard y Verizon antes de unirse a los Bravos. Al inicio estaba preocupado por la falta de experiencia en la cabina, pero Manzano fue es el complemento perfecto.

"Jugar el béisbol y narrarlo es completamente diferente," dijo Palacios. "Es como tu primer turno al bate como profesional. Estás preparado, pero no tienes la experiencia. Ahora tengo la experiencia y estoy aplicando lo que sé."
Less